Los orthoxenografts® son modelos experimentales de ratón a los que se implanta un pequeño fragmento de tumor humano (xenograft, implantación de una especie a otra) en el mismo órgano de origen (ortotópico). Así, hablamos de xenografts derivados de paciente (Patient-Derived Xenografts, PDXs) ortotópicos. Xenopat ha desarrollado el conocimiento necesario para implantar tumores humanos en las 24 horas posteriores a la resección, consiguiendo altas tasas de aceptación.
Los orthoxenografts® se caracterizan por:

  • Mantener las características histológicas, genéticas y moleculares del tumor primario humano.
  • Reproducir los patrones de crecimiento y diseminación del tumor humano original.
  • Mimetizar el patrón de respuesta a los tratamientos del tumor primario humano.
  • Conseguir la máxima correlación entre los ensayos preclínicos in vivo y los ensayos clínicos en humanos.

Así, actualmente los orthoxenografts® son los modelos preclínicos más avanzados para el desarrollo de nuevos fármacos antitumorales.

Gracias a sus características, los othoxenografts® son los mejores modelos disponibles actualmente para:

  • Externalizar las fases preclínicas del desarrollo de nuevos fármacos antitumorales.
  • Procesos Target Product Profile.
  • Realizar ensayos co-clínicos (humano/ratón), generando orthoxenografts® derivados de los participantes en el ensayo clínico.